domingo, 30 de julio de 2017

Película: Superstar (2012)

¡HOLAAAAAAAAAS! Madre mía, ¿sigue alguien aquí? Hay que desempolvar este blog, jajajaja. La verdad es que ya llevaba como un mes queriendo volver a escribir aquí, pero no sabía sobre qué. Hoy he visto una peli y he pensado que era la oportunidad perfecta. Me he puesto hasta nerviosa al abrir la entrada, jajajaja.

DATOS TÉCNICOS


Título original: Superstar, L'homme qui ne voulait pas être célèbre
Dirigida por: Xavier Giannoli
Producida por: Edouard Weil
Escrita por: Xavier Giannoli y Marcia Romano
Protagonista: Kad Merad
Género: Comedia
Lanzada: Agosto 2012
Duración: 112 minutos
País: Francia
Lengua: Francés
Sinopsis (traducida por mí del francés al español): Un operario se dirige a su trabajo como todas las mañanas y se encuentra de golpe bajo los focos de los proyectores de televisión. Es "el hombre que no quería ser famoso" y rápidamente comienza a hacerse preguntas preocupantes y esenciales: "¿Por qué?" y "¿Cómo hacer que pare?"

OPINIÓN PERSONAL

Empecé a ver la película sin leer ninguna sinopsis y sin que nadie me la hubiera recomendado, la encontré en Internet y la vi, simplemente. Tampoco vi ningún trailer, así que todo fue una sorpresa, no sabía lo que me iba a encontrar.

La historia no empieza cronológicamente, sino directamente en el punto de acción, lo que considero un gran acierto porque de lo contrario nos hubiésemos aburrido. La historia la va contando el protagonista de la historia, Martin Kazinski, durante su entrevista en la televisión y de esa manera nos enteramos de quién es Martin y qué fue lo que le pasó.

Los primeros minutos me produjeron una sensación de agobio, es imposible que no te ponga nervioso una escena en la que el protagonista tiene que huir de una horda de seguidores que le sacan fotos y vídeos sin parar y, claro está, sin su permiso. Esa sensación no se va porque, una vez que nos han contado cómo ha llegado Martin a esa situación, pasamos al agobio del protagonista al ser juzgado por otras personas.

No sé por qué está considerada como comedia porque yo sufrí mucho viéndola. No voy a destripar el final, pero a pesar de no ser lo que yo esperaba, no me decepcionó en absoluto.

Si ven la película se darán cuenta de que es una crítica a la sociedad de hoy en día en la que la gente se mueve en masas dependiendo de cual sea la última moda en las redes sociales. En este caso lo han exagerado muchísimo, pero no deja de ser creíble y no por ello he dejado de ponerme en la piel de Martin.

Un plus: La buena actuación y los actores secundarios como Cécile de France.

© Esto va de series
Maira Gall